dimecres, 28 de desembre de 2011

Encontré el amor, y él también.

No quiero soltarlo, ni dejarlo ir. Todo es tan perfecto. Genial. No me puedo quejar, y doy gracias a que él tampoco tenga ninguna queja. La confianza da asco. Mucho asco, demasiado. Pero también abre puertas que nunca imaginarias que se abririan. La amistad te complementa, te acompaña y hasta te ayuda a seguir el camino de la vida. El sentimiento de lleva, se sigue y te seduce. Gracias, a la confianza, al sentimiento y a la amistad estamos juntos. Nos matiene en pie y también el querer. Te quiero, y eso es lo importante. Me quiere y eso me gusta, me encanta.

dissabte, 24 de desembre de 2011

La navidad de este año.

Y si soy sincera no para mí no parece navidad. Para mí son simples dias, simples promesas navideñas no cumplidas. Y si soy más sincera no me gusta, no me gusta esta navidad. Todo a cambiado mucho. Demasiado. No tengo ilusión, no sigo ni sonrío como el año pasado. Mil y una veces pensé que jamás me pasaría esto, es la primera navidad que me deprimo. La primera y espero que la última. Quizá la navidad no sea la mejor época del año, pero hacía que viera a toda la familia, hacía que me sintiera bien, me hacía pensar que nada malo podía pasar... Desgraciadamente este año no, este año no pasa nada del pasado. Este año es diferente. Este año a cambiado muchas cosas, porque ya nada es lo que era para bueno o para malo.

dimarts, 13 de desembre de 2011

¡Feliz 15 de diciembre del 2011!

Alberto,  ya ha pasado un año desde que te conozco. Desde que nuestros labios se rozaron, desde que nuestros cuerpos entraron en contacto y no quiero que jamás acabe toda esta historia. Por pequeña que aún sea es importante para mí. En un año se aprenden miles de coses, y he aprendido muchísimas cosas, buenas o malas sean como sean las he aprendido y es lo que importa. Me has enseñado el calor de las personas cercanas y también a echar de menos aquello que quieres mucho. He llorado, sonreído, disfrutado, pensado y sentido muchas veces. También he deseado que me dejaras tranquila, que me soltaras pero luego a los cinco minutos ya no existen esas reflexiones en mi cabeza, ¿sabes porque? Porque para mí eras y eres más importante de lo que te pensabas, muy imprescindible. Yo con trece añitos, tan pequeñita se lo que es querer y lo que es necesitar. Eso, también, me lo has enseñado tú, sin querer, pero me lo has enseñado. En realidad podría estar un día entero contando las miles de cosas que se me han pasado por la cabeza este año, pero es que ahora ya dejé lo malo atrás y lo bueno que muy bienvenido sea. Miles de veces sentí más de lo que tú puedes pensar, cosas que nunca imaginarias. Aunque al mismo tiempo tampoco pensaría yo que se me pasarían todas estas cosas por la cabeza, ni si quiera se me pasarían muchas de las cosas que he hecho. Este año arrastra también muchas cosas malas, muchísimas. Pero sabes que de todo esto has aprendido, hemos hablado, y comprendido. Ya no sé qué decirte. Para mí todo es extraño aunque bonito. Raro porque nunca había querido a nadie así, ni si quiera había pensado que querría alguien. Sí, esto es lo que parece… Un pequeño texto expresando lo mucho que te quiero y te he llegado a querer para que sepas que nunca habrá nadie como yo, nadie que te haga sentir igual que yo, nadie que te aguante como yo, no hay nadie que te haga sentir mejor, sabes que no hay nadie como yo. Porque para mí solo existimos tú y yo, nadie más. Ni si quiera el suelo existe, porque yo ya sé que es el cielo, lo tocamos cada vez que estamos juntos ¿o no? No me quiero enrollar más, quédate con lo que más te guste de esta pequeña redacción, pero entiéndela entera ya que es lo que siento y tampoco me arrepiento de ello.

dilluns, 12 de desembre de 2011

Año nuevo, cosas nuevas, deseos nuevos...

A este maravilloso año que entra, porque se que será maravilloso algo me lo dice, le pediré muchisimas cosas. Pediré amar y seguir siendo amada por la misma persona. También pediré fuerza, para cargar con lo que sea. Ya que estamos pidiendo pediré que este mundo cambie un poco, solo un poquíto, más bien dicho que cambie la gente, el mundo en sí. Que la gente se de cuenta de que para tener algo hay que conseguirlo, y que para conseguirlo tienes que esforzarte. Quiero que entiendan que la vida no es fácil, que es dura pero es la única que hay y que hay que saber llevar las cosas lo mejor que se puede. Pero que no sea mucho pedir, todo esto. También quiero que la gente lo empieze como se deben de empezar las cosas, bien. Todo comienzo es bonito, todo principio es especial. Ya que estoy pidiendo sin saber a quien y porque pido pero quiero lo mejor para todo el mundo.